EI! No vaya todavía

Manténgase dentro de todo nuestro contenido.

También puede aprovechar y firmar nuestro boletín de noticias para no perder nada más.

Casi en el final… Necesitamos confirmar su dirección de e-mail. Para concluir el proceso de inscripción, haga clic en el link existente en el e-mail que acabamos de enviarle.

Hechos que muchos hombres (y mujeres) no saben sobre la pornografía


  • Hechos que muchos hombres (y mujeres) no saben sobre la pornografía

    Una esposa nos preguntó:

    Mi marido mira cuando las mujeres pasan. Insiste en querer ver películas porno. A mí no me gusta ese tipo de cosas. Él dice que es normal, que el hombre es así… no lo creo. Incluso ya vio películas a mis espaldas, cuando yo no estaba en casa. ¿Qué hago para sacar eso de mi matrimonio?

    G.M.

    Lamentablemente su marido es una víctima más de la publicidad engañosa que promueve la pornografía. Los hombres, y cada vez más mujeres, han creído en la mentira de que las películas porno ayudan a “condimentar la relación”.

    A primera vista, sí. Sin embargo, hay estudios hechos recientemente con hombres que ven pornografía regularmente y los descubrimientos son muy negativos. Algunas consecuencias incluyen:

    • El hombre termina disminuyendo su capacidad de tener sexo normalmente con la mujer, pues se queda condicionado a las otras mujeres virtuales.
    • No se satisface más solo con la mujer que tiene.
    • Puede desarrollar dificultad en la erección si no ve algo pornográfico, o hasta incluso la disfunción eréctil (impotencia).
    • Termina adicto a la masturbación (disminuyendo aún más su desempeño con su mujer)
    • Puede profundizarse en la pornografía más pesada para sentir el mismo efecto.
    • La objetivación de la mujer: quiere usarla como objeto objeto de placer, a veces forzándola a prácticas sexuales agresivas con el afán de imitar la pornografía.

    Estas informaciones están fácilmente disponibles en fuentes médicas y científicas en Internet.

    Y no se engañe: ese justificativo que a todo adicto le gusta dar, “yo no soy adicto, paro cuando quiera”, no funciona con ningún otro adicto, mucho menos con la pornografía. Los científicos ya descubrieron que la pornografía tiene el mismo efecto en el cerebro que el alcoholismo y la cocaína.

    Comparta estas informaciones con su marido. Si él no cree en ellas, pídale que solo observe los resultados de la pornografía en su propio cuerpo. Si fuese honesto, reconocerá que ella es perjudicial para él como hombre y para ustedes como pareja.

    El hecho de que muchos hombres practiquen eso no quiere decir que sea “normal”. Sugiero que usted sea firme en este punto con él y pida que mantengan su matrimonio libre de eso.

    Hablamos más profundamente sobre este tema en una clase que hicimos llamada “Sexo en un Matrimonio Blindado”. Además, si lo que él busca es una mejor vida sexual entre ustedes, sería bueno que vieran el DVD juntos. [Sepa más sobre el DVD aquí.]

     

    Vea también:

    Regístrese en este blog y sea avisado de nuevos posts…

     

     

Vea más

Free WordPress Themes, Free Android Games