EI! No vaya todavía

Manténgase dentro de todo nuestro contenido.

También puede aprovechar y firmar nuestro boletín de noticias para no perder nada más.

Casi en el final… Necesitamos confirmar su dirección de e-mail. Para concluir el proceso de inscripción, haga clic en el link existente en el e-mail que acabamos de enviarle.

1.000 por 1


  • 1.000 por 1

    El soldado israelí Gilad Shalit regresó a su casa, después del cautiverio de cinco años en Gaza. ¿Cuál era el  precio de su vida? 1.027 prisioneros palestinos liberados a cambio del sargento Shalit. La proporción de 1.000 por 1 es sorprendente.

    Razones políticas hacia un lado, este evento que ha dominado los noticieros sobre el Oriente Medio en los últimos días, me hizo recordar de una promesa no menos sorprendente de Dios para Su pueblo, en Isaías 43.3,4.  Lea con atención:

     “Porque yo, el Señor, Dios tuyo, el Santo de Israel, soy tu Salvador; a Egipto he dado por tu rescate, a Etiopía y a Seba a cambio de ti.

    Porque a mis ojos eres de gran estima, eres honorable y yo te he amado; daré, pues, hombres a cambio de ti y naciones a cambio de tu vida.”

    El sargento Shalit – en realidad todo soldado israelí – debe estar sintiéndose especialmente valioso en este momento, y por buenas razones. Su país ha probado cuánto vale la vida de uno de sus soldados.

    Pero aquellos que pertenecen al Dios Todopoderoso tienen mucho más razones aún para sentirse especiales. Él promete dar la vida de miles por Su pueblo, hasta mismo naciones completas. Y como si no bastara, Él dio también Su propio Hijo por ellos.

    ¿Y usted aun cuestiona su valor? ¿Usted todavía hesita en entregase a ÉL?

    Lea este mensaje en inglés…

Vea más

Free WordPress Themes, Free Android Games