Blog

A causa de su fuerza esperaré en ti, porque Dios es mi baluarte.”  Salmo 59.9

Cuando la persona nace de Dios, pasa a vivir dependiendo sólo de Él, de nadie más. Ella cuenta con Su ayuda para solucionar sus problemas, pues ella espera confiante en los cuidados de su Padre Celeste.

Ester Bezerra
Colaboró: Ester Bezerra

¡Participe! Deje su comentario sobre este post