No elegimos venir al mundo, pero tenemos el derecho de elegir dónde vivir la eternidad.

Blog

El Altar me llamó

¿Qué hubiera sido de Abraham si no fuera por el Altar?
Él se tornó el mayor referente de la fe porque, cuando fue llamado por el Altar, respondió: ¡HEME AQUÍ!

El Monte Moriah llamó a Abraham.
El Monte Sinaí llamó a Moisés.
El Monte Carmelo llamó a Elías.
Gedeón también fue llamado por el Altar.

El Señor Jesús, que es el Altar, llama a todos los cansados y oprimidos, pero solo oyen aquellos que creen, ¡y quien cree obedece!

A Pedro, cuando estaba poseído por el miedo, el Altar le dijo: ¡Ven!
Y mientras obedecía al Altar, caminaba sobre las aguas.

A Lázaro, que estaba muerto hacía 4 días, el Altar le dijo: ¡Sal!
Él estaba muerto, pero obedeció, ¡y por eso resucitó!

Solo el Altar hace posible todo aquello que ha sido imposible, inclusive vencer a la propia muerte.

Pero ¿de qué sirve estar dentro de una iglesia y no creer en el Altar?

El Altar entró a Nazaret, pero allí no pudo hacer muchas maravillas, a causa de la incredulidad de las personas.

El Propio Señor Jesús fue llamado por el Monte Calvario y obedeció.

¿Qué sería de cada uno de nosotros si no fuera por el Altar?
¡Él me llamó y obedecí!
¡Gracias a Dios!

Obispo Djalma Bezerra
Colaboró: Obispo Djalma Bezerra

¡Participe! Deje su comentario sobre este post

¿Sabías que también puede recibir los mensajes de mi blog por correo electrónico? Complete la siguiente información: